Ni hay impuestos nuevos, ni el refrendo es de los más caros

impuestos
impuestos
Refrendo Durango 2020
  • Aispuro Torres: el cobro del permiso de carga ha existido por años; se cobra a las personas morales y físicas con actividad empresarial

Texto: Daniel Estrada O.

Durante los primeros días de enero se presentó una controversia, ante denuncias de propietarios de camionetas tipo pick up, por el cobro generalizado del impuesto por el permiso de carga; además, se hicieron señalamientos en cuanto a que Durango tenía uno de los refrendos más altos del país.

Ante la confusión, Julio César Arce Valencia, titular de la Subsecretaría de Ingresos de Durango, informó que las únicas personas exentas en el pago del impuesto, son las que tienen un vehículo tipo pick up para su uso personal y no laboral.

Es decir, el cobro del permiso de carga a personas físicas con actividad empresarial que emplean unidades tipo pick up para sus tareas, se cobra con total apego a la ley. No es un impuesto nuevo como se ha malinterpretado.

Explicó que el impuesto se cobra desde hace ya muchos años y es aplicable a las personas morales con un subsidio al 50 por ciento, pero ahora también será para personas físicas con actividad empresarial, debido a que así se tiene previsto en la Ley.

El propio gobernador José Rosas Aispuro Torres, defendió que en la entidad no se ha implementado ningún impuesto nuevo para este 2020, sino que por elcontrario, se han promovido acciones favorables a la economía de los duranguenses.

El titular del Ejecutivo Estatal recordó que desde el inicio de la administración se hizo el compromiso de que no se cobraría la tenencia vehicular, el cual ha sido cumplido.

Aispuro Torres refirió que el cobro del permiso de carga siempre ha existido y no se trata de una novedad, este se cobra a las personas morales y físicas con actividad empresarial.

Los que pagan este impuesto lo pueden deducir al momento de hacer la respectiva declaración, ya que es tomado en cuenta como un gasto relacionado con su actividad.

Quien posee una camioneta pick up para uso personal, y no la usa para llevar a cabo actividades laborales, no tiene que pagar el impuesto y basta con informarlo en ventanilla, para que no se haga el cobro.

El mandatario estatal aceptó que se puede presentar alguna confusión en el trámite y que incluso se haya realizado el cobro del impuesto cuando no se tenía que hacer, a causa de algún problema de comunicación, pero es una situación que se puede solucionar.

Y es que existe total disposición de regresar el dinero a quienes se les haya cobrado de manera indebida, es decir, a quienes utilizan su camioneta meramente como medio de transporte.

José Rosas Aispuro dejó claro que este gravamen no lo impuso él, ni tampoco fue aprobado por la actual Legislatura, sino que ya estaba en la ley.

Además señaló que hay personas malintencionadas que quieren que al gobierno le vaya mal y se encargan de difundir información falsa o errónea.

Lo anterior, al referirse a los señalamientos sobre la existencia de nuevos impuestos, además, de los comentarios que aseguran que el Refrendo en Durango es muy alto.

“Algunos sufren cuando a Durango le va bien. Afortunadamente son los menos y los tenemos muy bien ubicados, sabemos de qué partido son y dónde están, además de que se escudan en las redes sociales para atacar”, advirtió.

Arce Valencia explicó que este año se determinó mantener el subsidio al 100 por ciento, solamente a las personas físicas sin actividad empresarial, aunque para las personas morales y físicas con actividad empresarial, aplica el 50 por ciento.

El cobro por este concepto es de dos mil 366 pesos, con un subsidio del 50 por ciento para personas físicas con actividad empresarial y personas morales,  quienes deben pagar mil 183 pesos en ventanilla.

Hay que tener claro que no todas las personas que utilizan sus camionetas pick up para trabajar tienen que pagar este impuesto, ya que la Ley exenta a las que se dedican a actividades agropecuarias y forestales.

Po cierto, estas dos son de las actividades productivas con mayor presencia en la entidad, por lo que no son pocos los beneficiarios de esta exención.

En este sentido, organizaciones como la Liga de Comunidades Agrarias y Sindicatos Campesinos (CNC) puso en marcha una campaña informativa, con el objetivo de mantener informados a sus agremiados y al sector productivo en general, respecto a la dinámica de cobro por el derecho de carga.

Difunden la información

Pedro Silerio García, presidente de la referida organización, indicó que en días pasados se reunieron con el Subsecretario de Ingresos del Estado, con la intención de tener claridad con relación al cobro de este impuesto.

Mencionó que los vehículos de tipo pick up se utilizan mucho en el medio rural, ya que son útiles para un sinnúmero de actividades de trabajo.

La buena noticia es que las actividades agropecuarias y forestales quedan exentas de esta carga fiscal, pero es necesario difundir lo más posible esta información, ya que este tipo de información no siempre llega a las todas las localidades de los municipios.

“Qué bueno que el Gobierno no va a cobrar a quienes realizan actividades primarias, pero tenemos que llevar esta información al sector campesino, para evitar que se presenten cobros indebidos”, anotó.

El ex delegado de la Procuraduría Agraria puso a disposición la organización campesina que ahora preside, para respaldar a quienes por una u otra razón terminen pagando el impuesto que no les corresponde.      

Y es que fue precisamente al interior del estado, en donde se comenzó a hablar de la existencia de un nuevo impuesto, debido al desconocimiento de algunos funcionarios municipales, con relación a este tema.

Hacen comparación

Y mientras se comenzó a difundir, sobre todo en redes sociales, que el Refrendo de Durango es de los más altos, como ya ha ocurrido en años pasados, el Gobierno del Estado hizo un comparativo de costos con cinco entidades, de las cuales cuatro son vecinas.

Está el caso de Nuevo León, en donde el Refrendo es de dos mil 940 pesos, cuando el de Durango es de mil 609, es decir, mil 331 pesos menor.

En el caso del vecino Zacatecas, el cobro por concepto de Refrendo es de dos mil 350 pesos, mientras que en Sinaloa es de dos mil 323.47 pesos.

En el vecino Chihuahua, los ciudadanos pagan por concepto de Refrendo la cantidad de mil 768 pesos, mientras que en Coahuila son mil 666.

La diferencia con Nuevo León, Zacatecas y Sinaloa es muy marcada, de acuerdo con los números presentados por la propia autoridad local.

Entre tanto, el impuesto que se cobra en Chihuahua y Coahuila, es más similar al que se mantiene en el estado de Durango.

Related posts

Leave a Comment