Nos preparamos para enfrentar la maquinaria morenista del Bienestar

  • Luis Enrique Benítez: buscamos un frente común entre los diferentes partidos que ahora son oposición, de cara a 2021

Texto: Daniel Estrada O.

Este 2020 es un año de estrategia político-electoral, es un tiempo en el que los partidos políticos tienen la oportunidad de intentar recuperarse de la abrumadora derrota que sufrieron a manos de Andrés Manuel López Obrador. Alianzas, peticiones de perdón, nuevos rostros, compromisos firmados y otras medidas, ya son analizadas de camino a las elecciones de 2021, mismas que se pronostican como históricas.

Si bien la “luna de miel” con el Presidente de la República parece ser cosa del pasado, lo cierto es que los partidos políticos en general siguen sin ser bien vistos por la ciudadanía, de ahí que sus liderazgos nacionales y locales, tengan muy claro que para estar de regreso no es suficiente esperar, sino que hay que actuar.

Luis Enrique Benítez Ojeda, presidente del Comité Directivo Estatal del Partido Revolucionario Institucional (PRI) consideró que tendrán que estar listos para enfrentarse a la “gran avalancha de dinero” que el Gobierno Federal dispersará en 2020 y 2021 con miras a mantener la hegemonía en el poder.

“Echarán mano de los padrones que no sabemos cómo elaboraron, para poder repartir dinero bajo la consigna de que son dádivas del Presidente, cuando se trata de un recurso que provienen de los propios impuestos de los ciudadanos”, advirtió.

Habrá dinero para los adultos mayores, para los niños, jóvenes, madres de familia, discapacitados y prácticamente todos los sectores de la sociedad, con el riesgo de que se promueva la figura del Presidente, con programas financiados con dinero de todos los mexicanos.

“La mayoría de los programas se tuvieron también con los gobiernos del PRI y del PAN, pero ahora han registrado algunos cambios y son anunciados como novedades, pero en realidad, cada vez que un ciudadano va a la tienda a realizar alguna compra o cumple con alguna obligación fiscal, está haciendo posible que estos esquemas se mantengan activos”, expuso.

Una faena muy compleja

Benítez Ojeda admitió que será complicado enfrentar al aparato de gobierno y todo el recurso con el que cuenta para posicionarse de cara a los próximos comicios, por lo que en caso de ser necesario, consideró que sería oportuna la conformación de un frente común entre los diferentes partidos que ahora son oposición.

Luis Enrique Benítez, indicó que poco importa que esto lleve a los antagónicos históricos PRI y PAN a hacer una tregua, si esto ayuda a dar la pelea a Andrés Manuel, su aparato gubernamental y Morena.

El ex diputado local, mencionó entre las posibilidades de alianza a Acción Nacional (PAN) y Movimiento Ciudadano (MC), entre otras fuerzas políticas que quieran poner un freno al Presidente de la República, en su afán por controlar la Cámara de Diputados y los gobiernos estatales.

La intención es crear un contrapeso, que evite que Andrés Manuel López Obrador sea “dueño del país” y que tenga todo a su favor para ejercer el control sin que nadie se oponga.

Aclaró que es una posibilidad que se tiene que analizar, sin que hasta el momento exista una postura que asegure que los partidos políticos de oposición ya tienen prevista una alianza de cara al Proceso Electoral 2020-2021.

Opinó que es tiempo de acercarse a quienes no tienen partido político y preguntarles qué tan conformes están con el desempeño del Gobierno Federal en turno, cómo les ha ido con el trabajo, la vivienda, salud, educación, en seguridad y en su economía.

“Tenemos que llegar a ellos con una oferta clara. Ya nos castigaron al sacarnos del gobierno, pero venimos arrepentidos de las cosas que hicimos mal y a presentar compromisos nuevos, incluso firmados”, expuso.

No obstante, dijo estar consciente de que reconocer y hasta pedir disculpas por los errores, no significa que se recibirá en automático la aceptación, ya que los ciudadanos pueden decidir no perdonar.

“Lo que tenemos que hacer es encontrar la mejor manera de decir y reconocer delante de la gente que cometimos errores e hicimos cosas mal, pero queremos tener la oportunidad de enmendar y demostrar que podemos ser mejores”, anotó.

En poco tiempo los ciudadanos se han dado cuenta de que el gobierno de Manuel López Obrador ha hecho cosas mal, como en su momento lo hicieron el PRI y el PAN, incluso hay algunas hasta peores.

Al Gobierno del PRI se le criticó mucho por el tema de la “casa blanca”, pero con Manuel Bartlett presidente de la Comisión Federal de Electricidad de México, son muchas las propiedades cuestionadas y aun así, cuenta con el respaldo del Presidente.

Admitió que la presencia de rostros nuevos y perfiles jóvenes le conviene al PRI, aunque no necesariamente hay que olvidarse de los cuadros con experiencia.

Dijo que en su opinión personal, es prudente apostar a las diputaciones locales con gente nueva, mientras que en la competencia por las diputaciones federales, hay que dejar que los políticos experimentados del tricolor participen.

Esto teniendo en cuenta de que las condiciones para 2021 no serán las mismas que en 2018, cuando los ciudadanos le dieron el 53 por ciento de las preferencias en las urnas a López Obrador y los candidatos de Morena arrasaron en prácticamente todo el país.

Hoy los mexicanos ya saben lo que es un gobierno con Andrés Manuel, ya vieron a un partido distinto al PAN y al PRI en el poder y mientras que algunos pueden seguir teniendo confianza en el tabasqueño, otros ya cambiaron de opinión.

“Por eso es necesario que los partidos políticos nos pongamos a arreglar el interior de la casa, antes de enfilarse en busca de alianzas con otros institutos, ya que solamente de esta manera se tendrá la disposición de “jalar parejo” para en busca de un proyecto favorable para todo el país”, indicó.

Luego se tiene que buscar el diálogo entre los partidos, para saber si existen las coincidencias que se requieren para dejar a un lado los objetivos particulares para ver la forma de buscar alianzas para impulsar candidatos con perfiles ganadores, independientemente de su color de procedencia.

A esto se le tendría que añadir la estrategia para comunicar a la sociedad una alianza de esta naturaleza, los objetivos y las metas que se buscan alcanzar.

Hay que hacer cambios

En este camino, uno de los asuntos que se debe atender es la necesidad de una reforma electoral en el ámbito nacional y local, además de esperar que no se concrete la reducción de las prerrogativas para los partidos políticos.

Es un tema que vende bien y por eso lo ha querido aprovechar el Gobierno Federal, que ha manejado que de los cinco mil millones de pesos que se destinan a los partidos, hay que dejarles dos mil 500 y la otra mitad gastarla en temas prioritarios, propuesta que a la gente le ha gustado oír.

Una medida como estas puede llevar a que algunos de los partidos políticos ya no tengan condiciones para participar en elecciones, lo que amplía la posibilidad al partido en el poder, de mantener su predominio.

Y mientras tanto, se sigue debilitando al Instituto Nacional Electoral (INE), al Poder Judicial y a otras instituciones cuya construcción ha sido complicada y de años de lucha.

En cuanto a la necesidad de la reforma electoral, el ex funcionario estatal dijo que resulta oportuno que se revise la propuesta de la senadora Beatriz Paredes, en el sentido de revisar la conveniencia de la segunda vuelta de la elección presidencial.

Esto para que si no se gana con un cierto porcentaje, con más de la mitad, es decir, con una mayoría absoluta, se tenga que recurrir a una segunda vuelta en donde el ciudadano pueda elegir entre dos opciones.

Esto llevaría a analizar la necesidad de una reforma electoral en Durango, en torno a las reglas de segunda vuelta para la gubernatura, el voto de los duranguenses en el extranjero, la disminución del tamaño del periodo de la gubernatura, la integración de los Ayuntamientos con la paridad de género, entre otros temas.

Esto tendría que atenderse antes del 1 de septiembre de 2020 ya que en dicha fecha comienza el nuevo Proceso Electoral Federal, mientras que en la primera semana de noviembre comienza el Proceso Local.

El PRI ya prepara una propuesta para la Reforma Electoral local, la cual podría ser presentada a través de la diputada Sonia Catalina Mercado, quien también se desempeña como secretaria general del tricolor en el estado.

Recordó que se tiene un antecedente de la Legislatura pasada, un proyecto muy completo que contemplaba diversas modificaciones a la Ley Electoral del Estado, sin embargo, por diversas circunstancias no se pudo sacar adelante.

Aunque el tiempo apremia, se espera que en esta ocasión se generen las condiciones para hacer los cambios que se necesitan para que fortalecer la Ley Electoral local.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario