No le tengo miedo ni a José Ramón ni a su guarro Fabián: Rómulo Campuzano

Irreconciliable divorcio PAN-MC 

Luego del último encuentro violento entre Rómulo Campuzano, encargado de la Presidencia del CDE del PAN en Durango, y Fabián Rodríguez, secretario particular del Ayuntamiento, el primero asegura que José Ramón Enríquez está detrás del conflicto y por lo mismo ya no quiere saber de alianzas ni tratos con el partido “naranja”.

Rómulo Campuzano denunció por segunda vez a Fabián Rodríguez, mientras que la siquiatra Martha Palencia, coordinadora estatal de Movimiento Ciudadano considera urgente la atención en materia de salud mental para el dirigente panista.


Rodríguez López: “Rómulo es un borracho desquiciado

 

Texto: La Seman Ahora

Con las horas contadas para el arranque de las campañas en el marco del Proceso Electoral local, la división entre los partidos Acción Nacional (PAN) y Movimiento Ciudadano (MC) es prácticamente irreversible. Los golpes, las amenazas, las denuncias y recomendaciones al siquiatra, son algunos de los elementos que debilitan al equipo político que en los comicios de 2016 dio la sorpresa en Durango.

La situación se ha tornado tensa pues mientras que Rómulo Campuzano González, encargado de la Presidencia del Comité Directivo Estatal del PAN, admite haber nombrado al Gobernador para evitar un mayor agresión de Fabián Rodríguez López, secretario particular del Ayuntamiento, que acudió a su oficina a encararlo, también dice tener pruebas y testigos de la agresión de éste en su contra.

Pero también declaró que Rodríguez López es un emisario de José Ramón Enríquez, quien es el que realmente lo quiere amedrentar por poner en primer lugar los intereses de su partido, antes que los personales del Alcalde con licencia o los del partido que está detrás de él.

Martha Palencia Núñez, coordinadora estatal de Movimiento Ciudadano (MC), reaccionó ante la postura de Campuzano y en rueda de prensa declaró que resulta muy evidente que el líder panista requiere de atención psiquiátrica.

Señaló que no puede mezclar su profesión con la política, pero consideró necesario Rómulo reciba atención por el cuadro de enfermedad mental que presenta.

Luis Galindo Ramírez, ex presidente del Comité Municipal del PAN, quien se perfila como candidato por Movimiento Ciudadano, también emitió algunas declaraciones, relacionadas con el amago de su inminente expulsión de Acción Nacional en caso de competir por otro partido.

Señaló que entonces el PAN tendrá que analizar y hacer lo mismo con un buen número de panistas que en su momento han incurrido en peores faltas que del señalamiento y que no le quedó otro remedio ante la falta de oportunidad en su propio partido.

“Me echaron un porro de poca monta”

Rómulo Campuzano llamó a Fabián Gutiérrez “porro de poca monta” y dijo no quererse rebajar a pelear con quién miente al acusarlo de haberle hablado por teléfono en estado de ebriedad y lo único que ha hecho es amenazarlo desde la primera ocasión que tuvieron trato.

Recordó que el día en que se presentó Fabián en las instalaciones del PAN Estatal, primero le marcó por teléfono y al ver de quien se trataba, le dio el teléfono a Verónica Pérez Herrera, coordinadora en Durango de la campaña de Ricardo Anaya Cortés, quien en ese momento lo acompañaba, para que se diera cuenta del tipo de persona que es el Secretario Particular del Ayuntamiento.

En la llamada hizo una serie de amenazas con lenguaje altisonante, de los cual fue testigo Verónica Pérez, mientras que después de un rato, llegó a su oficina acompañado de un “guarro” y sin anunciarse irrumpió para amedrentarlo.

En ese momento y lugar no solamente estaba Pérez Herrera, sino también una mujer de nombre Yadira Cortés, quien también resultó amenazada.

“El tipo no dejaba de gritar y ante tal escándalo en medio minuto ya estaban en la oficina la mitad de las personas que laboran en el Comité, quien pudieron observar como él hacía como que iba a sacar un arma de la parte del cinturón, mientras le repetía que iba a arreglar”, relató.

Siguió: “También me dijo que me iba a ´levantar´ y me dio un golpe en el cuello mientras yo permanecía con las manos abajo, esperando otro probable golpe, pues lo tenía muy cerca y mientras hablaba me escupía en la cara”.

Pero las acusaciones no pararon en eso, ya que dijo estar seguro de que no es Fabián quien lo amenaza, sino el mismo José Ramón Enríquez Herrera, candidato al Senado en primera fórmula por la coalición “Por México al frente”, de la cual forman parte PAN, MC y PRD.

Dijo que a pesar de ello, no le tiene miedo ni al Alcalde con licencia, ni a su “guarro”, pues va a seguir apoyando al Partido Acción Nacional con todo y amenazas.

De entrada, Campuzano González volvió a denunciar al funcionario municipal ante la Fiscalía General del Estado (FGE), por lo que ya serían la segunda vez, luego de que en enero pasado ya había hecho lo propio, por una situación similar.

Sabe que Enríquez Herrera es el candidato que representa a su partido en la fórmula al Senado, debido al convenio de coalición que existe a nivel nacional entre el PAN, MC y PRD, pero advierte que dicha posición no la obtuvo de forma leal.

“Se fue a negociar a México, a espaldas de todos aquí, con la dirigencia de Movimiento Ciudadano y en ese ámbito se acordó que en Durango se daría la oportunidad al partido ´naranja´ de poner al candidato de primera fórmula al Senado”, comento el panista.

Ante tales circunstancias, manifestó que se perdió totalmente el interés de ir en alianza con MC en las elecciones locales, pero se mantiene firme la intención de jugársela con los partidos de la Revolución Democrática y Duranguense.

A pesar de que el tema ya está en tribunales, el líder panista recalcó que no hay interés de aliarse con el partido “naranja” para pelear por las diputaciones locales y apuntó que la candidatura del PAN al Senado en Durango, es solamente la de Patricia Flores Elizondo.

“Vamos a pedir a la militancia que vote por el emblema del PAN en las boletas, para que José Ramón Enríquez se dé cuenta de que el sufragio es de la militancia albiazul y no de él”, advirtió.

Sabe que al pedir el voto por Patricia Flores, también se le puede ayudar a ganar a José Ramón Enríquez, por la competencia en fórmula establecida y dijo “con estos bueyes no tocó arar” y ni modo.

Admitió que el fin de semana pasado se comunicó con los aspirantes a candidatos locales para pedirles que no acudieran a la comida que Enríquez Herrera organizó con Moreno Valle, con el argumento de que eso podría tomarse como un acto anticipado de campaña.

Eso es lo que le molestó a José Ramón, quien le reclamó el hecho a través de Fabián, acusándolo de boicotear su actividad, pero ante la agresividad del funcionario municipal, también mencionó al Gobernador.

“Reconozco que dije que el Gobernador me ordenó hacer eso, pero fue mentira, pues es lo que se me ocurrió ante la forma amenazadora en la que Gutiérrez y su acompañante irrumpieron en mi oficina”, confesó y dijo estar dispuesto a asumir las consecuencias por lo dicho.

“Rómulo es un borracho desquiciado”

Fabián Gutiérrez López, secretario particular el Ayuntamiento, acusó que el pasado viernes 20 de abril por la noche, Rómulo Campuzano le habló por teléfono en aparente estado de ebriedad y con toda clase de agresiones verbales.

Él aceptó que le dijo que no lo buscara por teléfono si tenían que hablar sobre algún tema, que mejor lo hicieran de manera personal, pero el líder panista le colgó para luego volver a marcarle en un lapso no mayor a los 20 segundos.

También admitió que al día siguiente (sábado 21 de abril) se presentó en la oficina de Campuzano y aprovechó para reclamarle los bloqueos y acciones en contra de José Ramón Enríquez y el Ayuntamiento de Durango, a lo que le respondió que era una instrucción del propio gobernador José Rosas Aispuro Torres.

Gutiérrez López calificó a Rómulo como un hombre desquiciado, a quien ya no deberían permitirle estar al frente del PAN y negó haberlo amenazado o golpeado, pues solamente se acercó a él para aclarar el tema de la llamada.

Dijo estar seguro de que el panista involucró al Gobernador, solamente para justificar su actitud, además de referir que el único que puede sostenerlo o quitarlo del cargo que ahora ostenta es el presidente municipal Alfredo Herrera Duenweg, ya que Campuzano exigió su destitución del cargo público.

Pidió a los panistas y a la comisión competente al seno del Comité Directivo Estatal, que analicen la condición y el perfil violento del ahora encargado de la Presidencia del partido, puesto que ya son varias las personas a las que ha golpeado, entre ellos Isaac Becerra Martín y a una mujer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *