FEUD: lucrativa industria de poder e impunidad juvenil

Dinero y poder, en medio del pleito universitario

Lo estudiantes hablan de ingresos cercanos a los 900 mil pesos, en un lapso de cuatro meses, cantidad que hasta al menos mal pensado le hace creer que es un buen motivo para entrar en conflicto.

La actual dirigencia de la FEUD busca ascender del 9.9 al 40 por ciento en la representación estudiantil para la elección del Rector, en noviembre próximo, lo que daría mucho más poder a quienes representan a los alumnos.

 

¿De dónde reciben mensualmente cientos de miles de pesos y a dónde se van?; una forma de pervertir a los futuros profesionistas

 


Texto: Daniel Estrada

Hay mucho dinero de por medio en las acusaciones surgidas entre la directiva dividida de la FEUD; cerca de 900 mil pesos para solamente cuatro meses es una cantidad que deja ver la influencia y poder económico que puede llegar a tener un representación estudiantil en Durango, lo cual no es una novedad.

Lo que comenzó con acusaciones de intervención y manipulación de procesos electorales en escuelas y facultades de la Universidad Juárez (UJED), pasó a las acusaciones en las que habla del mal manejo de fuertes sumas de dinero.

Desde el pasado 10 de mayo, un grupo de estudiantes tomó las instalaciones del edificio Central para exigir la salida de Ricardo Favián García Arrieta, de la presidencia de la Federación Estudiantil Universitaria de Durango (FEUD), al acusarlo de intervenir en los procesos de elección de nuevas sociedades de alumnos.

En específico Ever Marat Ramírez Rosales, presidente de la Sociedad de Alumnos de la Facultad de Derecho y Ciencias Políticas (Fader y Cipol), acusó al dirigente de la FEUD de incurrir en diversas arbitrariedades, al igual que un hermano de él, quien es encargado de la Comisión Electoral.

Hasta entonces, todo parecía tener que ver con los típicos señalamientos que suelen presentarse al calor de los procesos comiciales universitarios, aunque en esa misma ocasión que solicitó una auditoría a la Federación y la exigencia de apego a la transparencia.

El pasado 14 de mayo, varios jóvenes realizaron una videograbación en la que expusieron una serie de acusaciones más serias, ellos se ostentaron como el equipo de cartera y algunas secretarías de la dirigencia 2017-2020 de la FEUD.

Eduardo Giovanni Rosso Güereca, vicepresidente de la Federación, fue el encargado de presentar dicho material, en el que también apareció Noé Alejandro Zúñiga González, oficial mayor y el tesorero Diego Alberto Herrera Valverde.

Los tres arremetieron contra Fabián García, al denunciar que en enero, febrero, marzo, abril y mayo se hicieron depósitos cuantiosos a la FEUD, que no han sido debidamente manejados ni transparentados.

En febrero llegaron 221 mil 900 pesos, en marzo 388 mil 299 pesos, en abril 125 mil 300, en mayo 141,600, cantidades que suman 877 mil 099 pesos, lo cual no ha sido bien gastado.

“Hay muchas cosas malas dentro de la Federación, por lo que nosotros nos deslindamos de todas las decisiones tomadas por Favián”, señaló Noé Alejandro Zúñiga.

El oficial mayor de la FEUD indicó que sus acusaciones no se basan en señalamientos que solamente han escuchado, sino que afirmó que cuenta con las pruebas que hacen constar la cantidad de dinero que ingresa al órgano estudiantil.

“Vamos a enviar imágenes de estos documentos a los medios de comunicación para que las difundan y aparezcan en las redes sociales”, expuso.

Dijo esperar que la sociedad de Durango crea en el grupo de alumnos que expone tales en irregularidades y aseguró que no hay calumnias en sus dichos, sino el mero interés de que la Universidad salga adelante.

Favián García se defiende

Pero Favián no se quedó callado, aunque de entrada pecó de soberbio al declarar lo siguiente: “A mí como presidente de la Federación nadie me puede quitar, ¡nadie! Sobre la Federación y el presidente no hay nadie, ni el Gobernador, ni el Rector, ni nadie”.

Tal declaración quedó grabada y fue difundida a través de Facebook y Twitter, causando la molestia de muchos estudiantes, quienes además creyeron en la difusión de un video en el que se acusa a García Arrieta y su gente, de causar daños en instalaciones del Edificio Central de la UJED.

En rueda de prensa el Presidente de la FEUD también hizo sus propias acusaciones y señaló a Edgar Urbina, quien contendió con él en las pasadas elecciones, como uno de los principales responsables de la toma del Edificio Central.

Advirtió que Urbina exige 80 mil pesos mensuales y 200 mil pesos en exentos para no entrometerse, cantidad que se le negó y por lo mismo ha reaccionado de forma negativa junto con otros grupo de personas afines a la administración del Gobierno del Estado pasada.

Sobre Christian Leal Cupich, ahora funcionario municipal, consideró poco ético que esté metiendo las manos en los problemas de la FEUD, todo porque no acepta que su gente perdió en la Facultad de Medicina.

Señaló además que Cupich demanda a la Federación la cantidad de 25 mil pesos mensuales y 300 mil pesos en exentos para dejarlos trabajar, por lo que al no ser atendida su petición, es de los que mantiene tomado el Central.

Sobre Rodolfo Alonso Vidales, ex presidente del órgano estudiantil, quien dejó un comedor inservible y oficinas en mal estado, fue un ladrón y un entrometido en convocatorias y elecciones, pero con todo y eso todavía anda queriendo desestabilizar a la UJED.

Él pide 80 mil pesos mensuales y 100 mil en exentos para comprometerse a dejar trabajar a la actual Federación Estudiantil.

De Giovanni Rosso, de quien dijo que es ya “ex vicepresidente de la FEUD”, al no reconocerlo como parte de la misma, refirió que está totalmente involucrado en las campañas políticas, lo cual no es sano para el ambiente estudiantil.

El pide 14 mil pesos mensuales y 200 mil en exentos, además de que durante el tiempo que formó parte de la FEUD, se manejó con todo tipo de chantajes y mentiras.

Favián García dijo que no es casualidad que de las 12 elecciones que se han llevado a cabo, únicamente se han tenido problemas con dos, la de la Facultad de Economía, Contaduría y Administración (FECA), en donde Rosso tiene su gente y en la de Medicina, en donde Leal Cupich tiene influencia.

Quieren mayor influencia en la elección del Rector

Pero una de las cosas que llama la atención, independientemente del conflicto que prevalece, es la intención que promueve la dirigencia de la FEUD, de ascender del 9.9 al 40 por ciento la representación estudiantil para elección del Rector.

Hay que recordar que en noviembre próximo se elige al nuevo rector de la UJED, por lo que lograr un cambio de esta naturaleza, daría una mayor posición a los representantes de los alumnos.  

El argumento es que la representación es mínima para los 22 mil 500 estudiantes que forman parte de las escuelas y facultades de la Universidad Juárez.

García Arrieta vio justo que los universitarios tengan una mayor influencia en la elección del rector y no los grupos políticos externos que buscan imponer a sus perfiles, no para beneficiar a la institución, sino para favorecer a sus propios intereses.

En los últimos días los conflictos han alcanzado hasta al propio Erasmo Navar García, todavía rector de la UJED, a quien acusaron de haber impedido el registro del candidato único a la dirección de la Escuela de Lenguas.

Ante tal señalamiento Navar García expuso ante los medios de comunicación su versión sobre los hechos, en la que se desmarca de la intervención en el proceso de elección de la referida escuela y otras.

También habló de la situación que se presenta con los estudiantes, la cual ha causado mucho daño en el área administrativa de la Universidad, pero descarta el uso de la fuerza para terminar con la toma del Edificio Central.

,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *