Retroceso: ya son más de 341 mil duranguenses que carecen de alimentos

Texto: Daniel Estrada O.

La carencia en cuanto al acceso a la alimentación, es la segunda de mayor impacto en la entidad 

Estiman una población de 341 mil 694 duranguenses con carencia de alimentos  

La carencia en cuanto al acceso a la alimentación, es la segunda de mayor impacto en la entidad, solamente después de la que tiene que ver con el acceso a la seguridad social, de acuerdo con el informe presentado por la Secretaría de Bienestar.  

En torno a la información general relacionada con la pobreza y rezago social, se tienen identificados a 40 mil 412 duranguenses en pobreza extrema y 639 mil 630 en pobreza moderada. 

De acuerdo con el Informe Anual sobre la Situación de Pobreza y Rezago Social 2021, presentado por el Gobierno Federal, Durango tiene una población de 341 mil 694 ciudadanos con insuficiencia en cuanto al acceso a la alimentación, lo que representa el 18 por ciento de la población con carencias en la entidad. 

Lo anterior, de acuerdo con el informe anual, dado a conocer por la Secretaría de Bienestar, sobre la situación de pobreza y rezago social de las entidades, municipios y demarcaciones territoriales del país.  

El objetivo de la publicación es orientar la aplicación de las aportaciones federales, que reciben las entidades federativas y los municipios del país con cargo al Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social (FAIS). 

De esta manera, se pretende encaminar el financiamiento de obras y acciones sociales básicas que beneficien directamente a la población en pobreza extrema o en condición de alto y muy alto rezago social, así como a la población que radica en las zonas de atención prioritaria. 

Esto quiere decir que el Gobierno Federal tiene bien identificadas las principales carencias que hay en el estado de Durango, incluso, cuales son las de mayor impacto en cada municipio. 

Si bien, contar con una alimentación adecuada es una garantía a la que todas las familias aspiran, en Durango es la segunda carencia con mayor impacto a la población, solamente después de la que tiene que ver con la seguridad social. 

El informe de la Secretaría de Bienestar contempla seis diferentes tipos de carencias sociales, en las cuales se tiene que poner especial atención para mejorar las condiciones de vida de la población. 

En este indicador se tiene que un total de 875 mil 738 personas tienen carencias relacionadas con el acceso a la seguridad social, en el estado. 

En segundo lugar, como ya se mencionó una población de 341 mil 694 ciudadanos presenta carencias en cuanto al acceso a la alimentación. 

De la misma manera, se indica que 246 mil 856 duranguenses se enfrentan a la carencia del rezago educativo. 

Otro indicador que llama la atención, es el hecho de que 237 mil 839 ciudadanos en la entidad, tienen carencias en cuanto al acceso a los servicios de salud. 

En este documento también se muestra que 102 mil 980 personas presentan carencias en lo que se refiere a los servicios básicos de vivienda. 

Asimismo, un total de 86 mil 996 ciudadanos se enfrentan a la carencia de calidad y espacios en la vivienda. 

Como se puede observar, la Secretaría de Bienestar tiene bien ubicadas las principales carencias que presenta el estado de Durango, tomando como referencia, ejercicios como la proyección de la población al 2021 elaborada por el Consejo Nacional de Población (Conapo). 

También se toma en cuenta el grado de rezago social por entidad federativa y municipio 2015, elaborado por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval). 

Se incluye el decreto por el que se formula la Declaratoria de las Zonas de Atención Prioritaria para 2021 y la medición de la pobreza 2018 del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).  

Necesidades prioritarias  

Durango es identificado por el Gobierno Federal con un rezago social medio, con 12 zonas de atención prioritaria rurales y mil 194 urbanas. 

Como referencia, se tiene que a nivel país son mil 565 las zonas de atención prioritaria rurales y 52 mil 460 las zonas de atención prioritaria urbanas. 

Las zonas de atención prioritaria rurales involucran a los municipios de Mezquital, Pueblo Nuevo, Durango, Otáez, Tamazula, Topia, Canelas, Tepehuanes, Guanaceví, Lerdo, Gómez Palacio y San Juan de Guadalupe.  

En lo que se refiere a las zonas de atención prioritaria urbanas, estas se encuentran distribuidas principalmente en la ciudad de Durango y la Comarca Lagunera. 

En torno a la información general de pobreza y rezago social, se tienen identificados a 40 mil 412 duranguenses en pobreza extrema y 639 mil 630 en pobreza moderada. 

De la misma manera, 492 mil 855 son catalogados como vulnerables por carencias, 186 mil 898 son vulnerables por ingresos y 460 mil 945 son identificados como no pobres y no vulnerables. 

Al comparar estos indicadores con los que se tienen a nivel país, se identifica que en pobreza extrema en la entidad se tiene al 2.2 por ciento de la población, mientras que en el país es el 7.4 por ciento. 

En lo que se refiere a la pobreza moderada, esta alcanza al 35.1 por ciento de los duranguenses, mientras que a nivel país tiene un impacto en el 34.5 por ciento de la población. 

En Durango, el 27.1 por ciento de los ciudadanos son vulnerables por carencias, mientras que en el país, el 29.3 por ciento presenta esta vulnerabilidad. 

En cuanto a la vulnerabilidad por ingresos, en el estado alcanza al 10.3 por ciento de la población, en tanto que en todo México impacta al 6.9 por ciento de los habitantes. 

En Durango, el 25.3 por ciento de la población es identificada como no pobre y no vulnerable, mientras que en el país el 21.9 por ciento es no pobre y no vulnerable. 

Carencias en vivienda 

La Secretaría de Bienestar también tiene bien identificados los retos para garantizar el derecho a la vivienda, siendo el hacinamiento uno en los que se tiene que poner especial atención. 

Y es que en la actualidad se tienen identificadas nueve mil 801 viviendas cuyos ocupantes viven en condiciones de hacinamiento. 

Como se ha mencionado en muchas ocasiones, esta problemática tiene un impacto significativo en el desarrollo de cada uno de los integrantes de la familia, de ahí la necesidad de su atención. 

En total se tienen identificadas 16 mil 993 viviendas en el estado con deficiencias relacionadas con la calidad y el espacio. 

Entre estas, se encuentran seis mil 193 con piso de tierra, mil 086 con techos de material endeble, así como mil 569 con muros de material endeble. 

También hay en Durango 27 mil 639 viviendas con dificultades en lo que cuanto al acceso a los servicios básicos en la vivienda. 

Se contabilizan 17 mil 608 domicilios sin acceso a drenaje, nueve mil 583 sin acceso al agua, tres mil 556 viviendas sin chimenea cuando usan leña o carbón para cocinar y mil 602 casas sin electricidad. 

Hay que remarcar que todos estos indicadores son útiles para identificar cuáles son las necesidades prioritarias para su atención, al tener en cuenta que 2020 fue un año atípico y que las carencias pudieron haberse incrementado.