“¡¡No somos uno, ni somos diez Enrique Peña, cuéntanos bien!!”

Durango entre las 118 ciudades que rechazan reforma de Peña sobre ideología de género

Por: Daniela Hernández

Uniéndose al llamado nacional en el que participaron más de 118 ciudades a lo largo y ancho del territorio mexicano, miles de duranguenses (se calcularon más de 7 mil) participaron en la primera #MarchaPorLaFamilia convocada por el Consejo Nacional de la Familia, al cual Durango pertenece a través del Consejo Estatal Todos Por la Familia que preside María del Rayo Fuentes Cortés.

Enunciando los lemas “Estoy a favor del diseño original”, “Familia unida jamás será vencida”, “Se ve, se siente, la familia está presente”, “Yo educo a mis hijos”, “Los niños merecen tener papá y mamá”,  entre muchas otras, miles de duranguenses se concentraron desde las 4:30 de la tarde en Av. 20 de Noviembre en cruce con Av. Cuauhtémoc, para partir enfilados en punto de las  5:15pm bajo la tarde quemante de la ciudad capital, rumbo a la Plaza de Armas.

Liderados por integrantes del Consejo Estatal Todos Por la Familia, conformado por más de 40 Asociaciones Civiles de la entidad, los manifestantes ocuparon el carril derecho de Av. 20 de Noviembre en su dirección poniente-oriente, portando pancartas, globos azules y rosas, uniformados en su mayoría con blusas, playeras y camisas de color blanco.

Familias completas que en su mayoría se integraban por papá, mamá, hijos adolescentes, niños y bebes en brazos, iban también acompañadas por sus tíos y abuelos, quien con paso firme desfilaron por una de las arterias más transitadas de Durango, con la finalidad de hacer valer a la institución más fuerte de la sociedad.

Jóvenes de todas las edades sorprendieron en esta ocasión, pues el apoyo en la animación de dicha marcha así como la convicción con la que a una sola voz gritaban estar a favor del diseño original, motivó a que mucho adultos se sumaran en el camino a la protesta pacífica a favor de la familia.

Pasadas las 6 de la tarde, dicho contingente arribó a la Plaza de Armas en donde otros cientos de familias ya esperaban su llegada. Ahí, se pronunció un discurso en voz del matrimonio Torres Güereca, quien como punto inicial daba la bienvenida a la sociedad civil que preocupada por sus hijos y el futuro de la nación pudieron darse el tiempo para celebrar el valor del matrimonio y la familia.

Resaltó que la finalidad de reunirse ciudadanos, padres de familia, jóvenes, sociedad civil organizada, personas de distintas religiones y convicciones, es para alzar la voz y reclamar en un tema que define el porvenir de nuestro país.

“De manera simultánea, estamos reunidos miles de mexicanos en más de 100 ciudades para decir ¡Sí a la familia! ¡Sí al matrimonio natural! ¡Sí a la liberta de expresión!”. Así, dejaron en claro que dicha manifestación, lejos de ofender a alguien, busca respetar la dignidad de toda persona, independientemente de su forma de vivir y convivir, pues tienen en claro que ante todo somos seres humanos “y hay un lazo fundamental que nos hermana”.

Fueron tres los mensajes que pronunciaron a nombre de miles de familias mexicanas:

  1. 1.       La familia es la célula básica de la sociedad y por lo tanto hay que protegerla. Como consecuencia, los responsables de la educación integral de los hijos, somos los padres de familia.  Todos los que estamos aquí somos resultado de la unión entre un hombre y una mujer. Todos tenemos una familia.  El matrimonio entre un hombre y una mujer tiene una naturaleza específica con fines muy claros, como lo son la transmisión de la vida, la educación de los hijos, la unidad de los esposos; todo ello en un marco de permanencia, exclusividad, complementariedad sexual y afectiva, que protege a todos los miembros de la familia, especialmente a los más débiles. Como padres de familia tenemos derecho a educar a nuestros hijos en las convicciones y principios que consideremos mejores para su desarrollo personal, y no que el Estado nos sustituya en dicha tarea.
  2. 2.       Al estar a favor de la familia, estamos en contra de las iniciativas del Ejecutivo Federal, que la atacan e intentan imponer la ideología de género. Dichas iniciativas buscan redefinir el matrimonio, subordinar la política interior y exterior del país a la agenda de género así como ideologizar la educación. Señor presidente Peña Nieto, para realmente hacer historia, debería considerar que lo más importante, de lo cual depende el éxito de las demás reformas estructurales, es fortalecer la familia mexicana, no atacarla. De la familia depende que la reforma educativa funcione; de la cohesión familiar depende que disminuya la violencia; de la familia funcional depende que se ataque con eficacia la pobreza y la economía mejore. El futuro de México pasa por el futuro de la familia. Señor presidente, políticos de todos los partidos e instancias de gobierno, legisladores, jueces y magistrados: escuchen a millones de mexicanos: incluyan en su agenda la perspectiva de familia en las políticas públicas que ayuda realmente al desarrollo del país y no la ideología de género que atenta contra ese desarrollo.
  3. 3.       Las acciones para fortalecer a la familia mexicana apenas comienzan. Para los próximos días les pedimos a todos tres tareas:
    1. Difundan este mensaje y el sentido de esta marcha a sus amigos, a sus familiares, en sus trabajos, en las escuelas, en los medios de comunicación, en las organizaciones a las que pertenezcan.
    2. Ubiquen a su diputado local, federal, senador, gobernador así como a los distintos candidatos y pídanles que apoyen a la familia, aprobando la primera iniciativa ciudadana en la historia de México, respaldada por cientos de miles de ciudadanos de todo el país desde febrero de este año, así como las propuestas que como ésta busquen proteger la institución matrimonial en su diseño original, la familia, el derecho de los padres a educar a sus hijos conforme a sus convicciones y el derecho de los niños en situación de orfandad a ser adoptados por un papá y una mamá.
    3. Asiste a la marcha nacional el próximo 24 de septiembre a las 12 del día en el Auditorio Nacional, para partir hacia al Ángel de la Independencia, lleva a 10 amigos y mantente informado de las siguientes acciones.

Acto seguido, María del Rayo Fuentes, convocó a estar atentos a las diversas acciones que en los próximos días tendrá el Consejo Estatal Todos por la Familia con el objetivo de refrendar la postura a favor de las familias duranguenses. Entre ellas, invitó a que participen en los talleres y conferencias para informar sobre lo que realmente propone Enrique Peña Nieta en la modificación del artículo 4º Constitucional. De igual manera, anunció el acercamiento con la actual legislatura local para que también trabaje a favor de la familia “pues con nuestro dinero pagamos su sueldo” por lo que están obligados a recibir propuestas ciudadanas de cualquier índole, recalcó.

Dicha celebración también estuvo asistida por Mario Pozo, Presidente de la Barra de Abogados “Benito Juárez”, quien en voz de católicos, cristianos, evangélicos, mormones, entre otros, informó que la convocatoria se hizo a nivel nacional en los 32  estados de la república mexicana, donde finalmente participaron más de 118 ciudades, teniendo alcances históricos como en Querétaro, donde marcharon cerca de 30 mil ciudadanos.

Ciudades como Mexicali, Tijuana, La Paz, Chihuahua, Torreón, Gómez Palacio, Mazatlán, Hermosillo, Monterrey, Nuevo Laredo, Aguascalientes, San Luis Potosí, Zacatecas, León, Irapuato, San Miguel de Allende, Colima, Guadalajara, Puerto Vallarta, Cuernavaca, Pachuca, Tlaxcala, Veracruz, Toluca, Puebla, Morelia, Tuxtla Gutiérrez, Oaxaca, Campeche, Cancún, Villahermosa, Mérida y Durango se sumaron a un alcance histórico, en donde más de 1 millón de ciudadanos alzaron la voz en defensa de la única institución en la que hoy por hoy confían los mexicanos por encima de la Marina, de la iglesia y del gobierno: la familia.