Radicalismo panista empuja a priistas con López Obrador

Recuento de los primeros 15 días de precampañas Texto: Víctor R. Hernández Se consumieron las primeras dos semanas del 2018 y con ellas las precampañas entraron en su etapa álgida. La confrontación Más »

El PRI, una olla de presión que explotaría esta semana

Aseguran que Esteban Villegas, Jorge Herrera y Rubén Escajeda son precandidatos al Senado Algunos de los aspirantes al Senado por el PRI en Durango son: Óscar García Barrón, María Luisa González Achem, Más »

Morena se prepara para seguir cachando inconformes de PRI y PAN

Morena, PT y PES en Durango deberán buscar aportar y no restar a la causa de AMLO Mientras que en otras zonas del país, como el Centro y Sur, el Movimiento de Más »

Agoniza Cereso de Durango; se lleva una historia de venganzas, injusticia y muerte

Cereso No. 1, con los días contados La necesidad de contar con un centro penitenciario en mejores condiciones es motivo de que se inviertan hasta dos mil 500 millones de pesos en Más »

 

Simulación e impunidad terminaron devorando al Mercado Gómez Palacio

Decenas de “diablitos” tolerados por las autoridades, finalmente, fueron la causa del incendio de este antiguo edificio

Texto: Daniel Estrada

El Mercado Gómez Palacio, enclavado en pleno Centro Histórico de la ciudad, no es un inmueble que se encuentre en el abandono; durante los últimos años ha sido objeto de diversos cambios, entre los que sobresale la rehabilitación de su fachada, la instalación de pisos y la mejora de varios puestos. Sin embargo, se ha dado largas al tema que tal vez debió ser el primero en atenderse: la instalación eléctrica.

Las irregularidades existentes en torno a las instalaciones eléctricas del lugar, no son un secreto para nadie, basta con observar la parte media alta al exterior del inmueble para detectar la gran maraña de cables.

Mientras tanto, al interior, no pueden pasar por alto los diablitos y las instalaciones improvisadas, por lo que el hecho de que un corto circuito fuera la causa del incendio que arrasó con el 22 por ciento de los locales del Mercado, no resulta una sorpresa, aunque si una tragedia.

El 22 por ciento de los locales del Mercado fueron afectados por el fuego. Por ahora personal del Municipio se mantiene presente día y noche en la limpieza de la zona y la valoración de los daños, pero viene la parte más complicada que es la reconstrucción de todo lo dañado.

Rosa María Reyes Ortiz, quien forma parte de los liderazgos del lugar y se dedica a las impresiones, admitió que las anomalías en el tema de las instalaciones eléctricas es un tema añejo que urge corregir para evitar o cuando menos reducir el riesgo de este tipo de siniestros que tanto daño causan.

Los diablitos y las tomas improvisadas puede significar un ahorro para muchos, pero el riesgo de que se presenten cortos es latente y no solamente afecta al local en el que inicia el fuego, sino que tiende a expandirse, debido a la cantidad de productos de madera, telas, papel y demás artículos que se encienden con facilidad.

“Queremos acabar con esa situación; no hay que esperar a que se presente otro incendio para poner manos a la obra y, en ese sentido el Gobierno Municipal tiene como consigna, la implementación de instalaciones eléctricas totalmente en regla, para los negocios que serán reconstruidos”, dijo Reyes Ortiz.

La comerciante consideró que el suministro de energía eléctrica de la zona debe ser revisado a conciencia, pues se habla de forma generalizada de que los vendedores del interior del Mercado son los del problema, pero hay varios casos en los que los negocios del exterior, a los que llaman formales, también realizan tomas de corriente de forma ilegal, aunque sea parcialmente.

En 2014 y 2015 fueron aplicados alrededor de 19 millones de pesos en el Mercado Gómez Palacio, pero solamente para dar mantenimiento y rehabilitación a las fachadas.

Una tradición en Durango

Rosa María Reyes, relató que desde hace alrededor de 55 años que se gana la vida en este espacio comercial ubicado entre 5 de Febrero, Pasteur, Patoni y 20 de Noviembre.

Sin embargo, a sus 92 años de edad, su madre, Agustina Ortiz, todavía se dedica al comercio al interior del inmueble.

Incluso, fue allí donde su padres se conocieron: el pelaba cebolla y era barrendero del Ayuntamiento, mientras que su mamá se dedicaba a la venta de plantas medicinales y jarros.

Los hijos de Rosa María, también siguen con la tradición del comercio, una de ellas tiene un local en donde vende todo tipo de postres y golosinas, un giro distinto al de su madre y abuela, pero en el mismo lugar en el que creció viendo a su familia esforzarse para salir adelante.

Hasta ahora, los locatarios consideran que la respuesta del Municipio ha sido buena, el alcalde se comprometió a ayudar a todos los afectados por el incendio registrado durante los últimos minutos de 2017 y primeros de 2018.

Por lo pronto, mantienen manos a la obra

En el lugar hay personal de Servicios Públicos y Obras Públicas, trabajando en la limpieza y retiro de materiales, la calle Patoni permanece cerrada por lapsos para que los camiones que se llevan los restos y acercan grava y arena puedan circular sin dificultades.

Los ingenieros y técnicos realizan valoraciones en el inmueble, mientras que los comerciantes de los locales que por fortuna no sufrieron daños, no dejan de especular sobre la manera en la que se realizará el procedimiento de rehabilitación, así como el tiempo que tardará.

De acuerdo con datos de la Dirección Municipal de Protección Civil, fueron 107 los puestos que resultaron dañados por el fuego, de un total de 465 locales que se contabilizan en el Mercado Gómez Palacio.

Es decir, el fuego causó afectaciones, en el 22 por ciento de los comercios del lugar, de ahí que se hable de pérdidas millonarias en mercancías como: alimentos, ropa y productos artesanales, principalmente.

Según declaraciones de Israel Solano Mejía, director de la referida dependencia municipal, el siniestro habría comenzado alrededor de las 11:40 horas del 31 de diciembre y pudo ser controlado alrededor de la una de la mañana del 1 de enero.

No fue un buen inicio de año para quienes vieron su patrimonio consumirse, familias enteras lloraban por las pérdidas, mientras que los bomberos realizaban maniobras para evitar que el fuego resurgiera.

Agentes de la Policía resguardaron el lugar en todo momento, para evitar que algún abusivo se aprovechara de la situación para cometer atracos y para evitar que en su desesperación alguno de los afectados pudiera poner en riesgo su vida para intentar salvar algo de su patrimonio.

Lo que se necesita

Por su parte, el Alcalde José Ramón Enríquez Herrera, cuya respuestas hasta el momento ha sido bien aceptada por los locatarios, indicó que se busca bajar un recurso mediante el cual se pueda dar la mezcla de los tres órdenes de gobierno para consolidar una bolsa que permita atender al 100 por ciento los requerimientos del Mercado.

Afirmó que los trabajos que se desarrollan en el lugar son de día y de noche, además de que se tiene prevista la atención por sectores, con el objetivo de que los afectados puedan ir regresando a sus locales de forma paulatina.

Mientras tanto, el Regidor Saúl Romero Mendoza, presidente de la comisión de Protección Civil, opinó que lo sucedido en el Mercado Gómez Palacio es una lección para que se revisen las instalaciones eléctricas en general del inmueble, pero además las de otros mercados.

Y es que, si las instalaciones del Gómez Palacio estaban en malas condiciones, las de otros espacios como el Ex Cuartel Juárez, ubicado a pocas cuadras, representan un riesgo todavía mayor.

Hay que recordar que a mediados de 2017, el mismo regidor hablaba de la necesidad de alrededor de 20 millones de pesos para realizar algunas obras de mantenimiento y atención al Gómez Palacio, entre las que mencionaba la instalación de un domo, seguimiento al remozamiento de fachadas y la regularización de la red eléctrica.

Irregularidades en instalaciones eléctricas, un tema al que nadie le ha querido entrar

Para este último tema, el edil priista hablaba de la aplicación de unos 8 millones de pesos, con lo que se renovaría el suministro y cableado que abastecen de energía eléctrica al lugar.

Durante 2014 y 2015 fueron aplicados alrededor de 19 millones de pesos en el Mercado Gómez Palacio, los cuales fueron destinados a la rehabilitación de sus fachadas, con la atención de muros, marcos, ventanas y puntura.

Empero, al parecer la atención al tema de la electricidad será obligatorio, incluso en el Ex Cuartel Juárez, en donde en julio de 2012 se suscitó un incendio que acabó con 10 locales, antecedido por uno que tuvo lugar en mayo de 2004, ambos por corto circuito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *