No somos una institución podrida le aclaran López Obrador

Texto: Daniel Estrada

La Guardia Nacional entró en operaciones como el “as bajo la manga” del presidente Andrés Manuel López Obrador, para contrarrestar los problemas de inseguridad en el país. Todavía con algunas dudas, pero este esquema ya está en funcionamiento.

La institución fue creada para colaborar en la salvaguarda de la libertad, la vida, la integridad y el pleno ejercicio de los derechos de las personas, protegiendo su seguridad y patrimonio, así como los bienes del país.

El pasado domingo 30 de junio entró en operaciones de manera formal la Guardia Nacional, mediante un acto de inauguración denominado “Despliegue por la paz”, mismo que estuvo encabezado por el Presidente de la República.

Si bien, todavía hay dudas con relación a su forma de operar, se tiene conocimiento de que en Durango se mantendrán activos 900 elementos, quienes estarán trabajando de manera coordinada con la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y las corporaciones policiales.

El gobernador José Rosas Aispuro Torres, manifestó que hasta el momento no se tiene conocimiento de que la presencia de los elementos de esta corporación alternativa a las Fuerzas Armadas vaya a representar un costo para el estado.

Sin embargo, en su momento se tendrá que aportar parte de la infraestructura, es decir, los terrenos para construir los cuarteles en los que la Guardia se albergará.

Indicó que en el marco de la Reunión del Consejo Nacional de Seguridad, en el que participan gobernadores, autoridades federales y municipales, podrán ser analizadas y disipadas las dudas que se tienen con relación a este tema.

Reiteró que se trabajará en la parte que le corresponde a la entidad, para apoyar con la infraestructura que requiere la Guardia Nacional para establecerse en Durango.

“Hay que saber primero en que espacio requieren cuarteles y con base en ello, ofrecerles las posibles opciones, algunas de las cuales ya se tienen contempladas”, expuso.

En proceso de transición

Sobre el tema Jesús Ignacio Rivera Peralta, comisario de la Policía Federal en la entidad, informó que desde el pasado jueves 4 de julio se instaló una mesa de transición a la Guardia Nacional en la Coordinación Estatal Durango.

A través de esta se pretende dirimir cualquier duda que exista entre los elementos de la Policía Federal, en cuanto al paso hacia la Guardia Nacional.

“Las Policías hemos evolucionado a través de la historia a la par de la sociedad. Hemos tenido dinámicamente muchos cambios; yo estoy empezando mi quinto sexenio y quinta secretaría”, expuso.

Señaló que las estrategias de seguridad son dinámicas y es necesario adaptarse a las nuevas necesidades que tiene la sociedad.

Sin embargo, a pesar aceptar la transición a la Guardia Nacional, Rivera Peralta rechazó que la Policía Federal sea una institución podrida, como en su momento acusó el propio Andrés Manuel López Obrador.

El entrevistado defendió a sus compañeros, a su persona y a la institución de la que forma parte desde hace más de 23 años.

“Pasamos los exámenes de control de confianza, la evaluación que se hace para la Guardia Nacional, los de ingreso y los de permanencia. Somos evaluados de forma permanente, lo que deja ver el nivel de preparación que tenemos”, expuso.

Recordó haber empezado su labor en la Secretaría de Comunicaciones y Transportes como Policía Federal de Caminos, luego pasó a la Policía Federal Preventiva, dependiente de la Secretaría de Gobernación, después la corporación pasó a la Secretaría de Seguridad Pública Federal y ahora viene la Guardia Nacional.

Hay que tener en cuenta que a diferencia de otras entidades del país, en Durango no se han registrado protestas por parte de elementos de la Policía Federal, quienes están en contra de la transición, así como de los señalamientos en su contra.

En coordinación

Jesús Arévalo Espinoza, comandante de la Décima Zona Militar, también habló de la Guardia Nacional, aunque haciendo énfasis en que se trata de una institución que no depende del Ejército Mexicano.

Explicó que aunque tiene vertiente militar en su organización, esta depende de la Secretaría de Seguridad, por lo que no tiene el conocimiento suficiente para opinar, explicar o declarar respecto a la misma.

Dijo saber que son 475 los elementos que estarán operando en la capital de Durango, lo que representa poco más del 50 por ciento de la cifra que se espera para todo el estado.

Indicó que con todo y la llegada de la Guardia, el Ejército continuará apoyando las acciones de seguridad que se desarrollan en Durango, en coordinación con las corporaciones policiales.

Los primeros en arribar a la entidad fueron los 118 elementos y cuatro mandos de la Guardia que  arribaron la noche del pasado miércoles a la ciudad de Gómez Palacio, para iniciar labores de seguridad en la Región Laguna de Durango.

Se informó que los integrantes de esta corporación estarán laborando en coordinación con el Mando Especial de La Laguna, instancia que en los últimos años se ha encargado de la atención de la zona en materia de seguridad.

Los elementos de la Guardia Nacional llegaron a la base de la Policía Mixta y las instalaciones del 72 Batallón de Infantería, espacios desde los que se desplegarán para realizar las tareas de seguridad encomendadas.

Despliegue

Hay que recordar que desde enero fue aprobado el dictamen en el pleno de la Cámara de Diputados para la creación de la Guardia Nacional, mientras que el Senado también avaló la implementación de la nueva institución, con un mando civil.

La Guardia Nacional se sostiene con organización y disciplina militares, pero está bajo el mando de la Secretaría de Seguridad Pública de carácter civil, cuyo titular es Alfonso Durazo Montaño.

Para que la Guardia funcione de la mejor manera, todos los elementos recibirán formación en derechos humanos y capacitación y adiestramiento en labores policiales.

También serán preparados en el dominio de un protocolo para la intervención y el uso de la fuerza, atendiendo a los criterios de necesidad, proporcionalidad y respeto a las leyes vigentes.

Se debe tener en cuenta que la investigación de los delitos, del fuero federal y del fuero común, son competencia del Ministerio Público, las corporaciones policiales y la Guardia Nacional.

No obstante, los dos últimos actuarán bajo la conducción jurídica del Ministerio Público, según quedó establecido en las modificaciones que se hicieron a la Ley, en el marco de la entrada en funcionamiento de la Guardia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *