Enríquez, un hitlercillo; el PAN está en modo PRI

“Nosotros no convivimos con Hitlercitos”

Rómulo Campuzano González, secretario General del PAN en Durango volvió a tomar distancia del alcalde José Ramón Enríquez Herrera, al acusarlo de ser un dictador, además de declarar que ansía que su partido compita con el oftalmólogo en las urnas para darle una arrastrada”.

El actuar de Rómulo Campuzano no pasa desapercibido para los panistas que no comulgan con sus ideas, por lo que fue advertido de que sus actos serán denunciados ante la Comisión de Orden del CEN del PAN y ante el Supremo Tribunal de Justicia del Estado.


El blanquiazul enfrentó otra semana de descalificaciones… de su propia mimlitancia


Texto: Daniel Estrada

Para Rómulo Campuzano González, secretario general del Comité Directivo Estatal del Partido Acción Nacional (PAN) en Durango, poder competir en contra de José Ramón Enríquez Herrera, sería la oportunidad esperada para demostrarle que sin el blanquiazul no es nadie.

“Qué bueno que tenga la oportunidad de ser candidato por otro partido, porque si participa le vamos a dar una… ‘arrastrada’ al tipo ese”, señaló al referirse al actual Alcalde del municipio de Durango.

Pero además declaró: “Nosotros no convivimos con ‘Hitlercitos’ o ‘dictadorcitos’ en ciernes; somos duranguenses que queremos ser libres, sin ataques a los empresarios como se hizo con Jaime Mijares cuando manifestó su intención de convertirse en candidato a diputado”.

Acusó que Enríquez ha hecho muchas cosas indebidas, por lo que Acción Nacional no quiere nada con él, aunque sería bueno tener la oportunidad de competirle en las urnas para ver “de qué cuero salen más correas”.

De hecho, Campuzano González no ve como ventaja el hecho de que el Tribunal Electoral del Estado le haya concedido a José Ramón participar como candidato sin dejar su cargo como Presidente Municipal, ya que asegura que la gente lo conoce y no lo quiere.

“Él escucha los aplausos de sus empleados: Víctor Hugo Castañeda, Claudia Hernández, Jorge Castañeda y otros, pero la verdad es que los ciudadanos no hacen buenos comentarios de él”, manifestó.

La sociedad se ha dado cuenta de que “el tipo” es autoritario, no pide opiniones, manipula y controla, mientras que el PAN está preparado y dispuesto para dar una competencia seria en los próximos comicios.

“Queremos retomar varias cosas y seguir siendo el partido de los honestos, pero para ello tenemos que quitar las manzanas podridas y ahí la llevamos. Ya nos deshicimos de Juan  Quiñones Ruiz”,  comentó.

De Rodolfo Dorador, dijo que aunque todavía sigue siendo militante, celebró que ya no se para en las oficinas del Partido, además de que no es bienvenido en el Comité.

El Secretario General del CDE del PAN, reiteró que está avanzando en la misión de limpiar el partido y mientras tanto, el periodo de precampaña transcurre en Durango.

En cuanto al rumor de que Enríquez Herrera busque y encuentre la manera de convertirse en candidato del partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), para participar en las elecciones del próximo 2 de junio, dijo estar casi totalmente seguro de que eso no sucederá.

Explicó que hay muchos perfiles en Morena, con méritos, que esperan la oportunidad de obtener esa candidatura, pero también hay interés de diversos actores del Partido del Trabajo (PT), encabezados por su líder Gonzalo Yáñez.

Recordó que ambos partidos fueron aliados en el Proceso Electoral de 2018, por lo que es muy probable que vuelvan a hacer equipo en esta ocasión, y no se ve posible que José Ramón pueda tener una mínima oportunidad de representarlos.

“No creo que López Obrador, presidente de México surgido de la referida alianza, vaya a cometer el grave error de permitir que se dé la candidatura al  dictador (José Ramón Enríquez Herrera)”,  mencionó el entrevistado.

Llama la atención la forma despectiva en la que Rómulo Campuzano se refiere al Alcalde de Durango, a quien además se ha cansado de acusar de traicionero, e involucrar a personajes que se identifican con el oftalmólogo, como Víctor Hugo Castañeda Soto, Claudia Hernández Espino y Jorge Castañeda.

Por la boca muere el pez…

Empero, estos no se quedaron callados y fue Castañeda Soto quien arremetió contra el Secretario General del PAN en Durango, al advertirle en primera instancia sobre su visita a la Comisión de Orden del Comité Ejecutivo Nacional del PAN, para presentar una queja formal en contra de Campuzano.

“Yo no solamente anuncio, yo lo hago. Él nos ha dicho que nos va a expulsar y hasta ahora no ha ejecutado dicha amenaza, a pesar de que ha afirmado tener las pruebas necesarias para proceder”, arguyó.

Pero el asunto no para en eso, sino que también el próximo lunes 25 de febrero se celebrará una audiencia de cargo en el Supremo Tribunal de Justicia del Estado.

“Yo no ando con ‘medias tintas’; vamos por la vía penal y por la vía civil, no contra el PAN, ni contra los panistas, partido en el que tengo 33 años de militancia y del que actualmente soy presidente de la Comisión de Doctrina, para la cual fui electo por unanimidad”, relató.

Afirmó que como panista se siente avergonzado de tener un Secretario General de tal condición, quien está llevando al partido al desfiladero con el total silencio del Presidente del CDE.

Lamentó que en la actualidad el PAN se encuentra en modo PRI, haciendo alianza con el Partido Duranguense (PD) que en 2018 obtuvo el 4.5 por ciento de la votación, luego de que el blanquiazul le regaló vía transferencia los votos que necesitaba para no ser dado de baja.

Respecto al Partido de la Revolución Democrática, el otro aliado del PAN,  criticó que es un partido que desde hace tiempo se encuentra en declive.

Dijo que en breve, panistas de diversos municipios se manifestarán porque no quieren que ocurra lo que en 2018, cuando las oportunidades para competir fueron para priistas como Rosa Isela de la Rocha, Alejandro Mojica Narváez, Verónica Terrones y Guadalupe Amezcua.

Esto ocurre mientras el Secretario del CDE se dedica a criticar y a denostar, en lugar de cumplir con su función de ser el eje que convoque a la conciliación y al diálogo.

“No somos tres panistas los que nos oponemos a que en Pueblo Nuevo impongan a un candidato emergido del Partido Revolucionario Institucional (PRI) y otro del PRD en Guadalupe Victoria”.

Situaciones similares ocurren en San Juan del Río y Cuencamé, entre otros municipios en los que se pretende dar preferencia a candidatos vinculados al tricolor.

Lo mismo ocurre con las planillas, en las que se está involucrando a todos, menos a los panistas, pues  los espacios que se ceden al PRD y al PD son prácticamente un regalo.

Rómulo Campuzano se ha visto envuelto en una serie de controversias durante el tiempo que se ha desempeñado como secretario General del PAN en Durango, tales como agresiones físicas a otros militantes, retos y amenazas, además de la acérrima rivalidad asumida en contra del alcalde capitalino.

El encono ha llegado a tal grado que aseguró que Fabián Gutiérrez López, secretario particular de José Ramón Enríquez, llegó a irrumpir en su oficina para retarlo a golpes y proferir todo tipo de amenazas en su contra.

Incluso, tanto en la oficina de la Secretaría como en la Presidencia del PAN Estatal, hay sendos monitores de por lo menos siete u ocho videocámaras instaladas en las inmediaciones del inmueble, en las que se puede observar quien entra y quién sale.

El equipo no tiene mucho tiempo de haber sido instalado, pero parece ser una herramienta muy útil para quien ha tenido toda una serie de confrontaciones en los últimos meses, no así para Lorenzo Martínez Delgadillo, presidente del CDE del PAN, quien pasa a segundo plano ante el protagonismo de Campuzano.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario